IFT halla indicios de que Radio Centro tiene poder sustancial en la CDMX

0

El Instituto Federal de Telecomunicaciones encontró indicios de que Grupo Radio Centro es el grupo radiofónico con la mayor participación de audiencia, ingresos y de emisoras radiales en la ciudad y, por ello, puede tener la posibilidad de influir en las tarifas publicitarias del sector.

El hallazgo del IFT no es concluyente, son indicios de los cuales dieron vista a su autoridad investigadora, que determinará, en su caso si existen méritos para seguir investigando y esclarecer en definitiva si en la radio capitalina existe o no una plena competencia y concurrencia de actores.

Una investigación a fondo del IFT al respecto detonaría otras lecturas por parte de la industria y para el mismo Grupo Radio Centro, que por estos días se encuentra en la ruta de componer sus estados financieros tras fallar de último minuto en 2015 en su deseo de volver a la televisión 45 años después de haber operado el Canal 13. Para el regulador significaría abrir otro frente con la industria de la radiodifusión, que ha venido manteniendo un tono elevado ante el instituto después de que éste anunciara la licitación de 257 nuevas frecuencias para estaciones de radio en todo el país.

Podría apreciarse que el Instituto Federal de Telecomunicaciones halló indicios de que GRC es una empresa con altos niveles de concentración en la Ciudad de México.

No hace mucho, Grupo Radio Centro presentó al instituto la solicitud de prórroga de concesión de varias de sus estaciones de radio que vencen entre los años 2016 y 2019. La petición de la compañía se formalizó con base en la anterior legislación, que obligaba a los concesionarios a presentar sus solicitudes de refrendo con bastante anticipación al vencimiento de los permisos, pero luego, en 2013, el Congreso de la Unión aprobó la actual Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión (LFTR) que establece que para el caso de las renovaciones de concesión, se debe tomar en cuenta la opinión de la Unidad de Competencia Económica del IFT y fue esta oficina la que hizo su trabajo.

La UCE halló en sus investigaciones que la compañía tendría posibilidades de influir en las tarifas publicitarias en radio. Pero apegado a la legalidad, el pleno del IFT halló luego de un análisis que las solicitudes de renovación de concesiones del Grupo Radio Centro son procedentes, porque fueron presentadas conforme lo establecía la antigua legislación y la LFTR no es retroactiva, por tanto, Radio Centro logró la renovación de los títulos de concesión solicitados.

Pero queda en el aire si el IFT continuará investigando si en el cuadrante de la Ciudad de México existe alguna empresa con poder sustancial de mercado con posibilidad de afectar a la competencia en el sector.

Radio Centro es, de lejos, el primer grupo radiodifusor en el Valle de México: La Z, Alfa Radio, Stereo Joya, Universal Stereo, Stereo 97.7 y El Fonógrafo del Recuerdo, en ese orden, hacen posible que GRC logre el 53.7% de la audiencia en la Ciudad de México y su zona conurbada. En el país, el grupo opera directamente 25 estaciones de radio en AM y 18 de FM y adicionalmente administra una estación de radio de FM en Los Ángeles, California. De aquellas, Radio Centro opera cinco de AM y seis de FM en señal analógica en la capital mexicana, más otras tantas en modalidad de radio digital.

En su reporte del primer trimestre del 2016 a la Bolsa Mexicana de Valores, la compañía informó a los inversores que, por ejemplo, la emisora XEQR-FM, “La Z”, es la estación más escuchada en la Ciudad de México, logrando 15.6% de la audiencia total de la radio en esta plaza y donde compiten 69 estaciones por la preferencia del oyente. Y Alfa Radio, con “Toño Esquinca y la Muchedumbre” a la cabeza, es la segunda estación más escuchada en el Valle de México, con 9.2% de la audiencia total.

Fracaso en TV digital pasa la primera factura a Radio Centro

Grupo Radio Centro ha tomado una serie de decisiones complejas en su objetivo de ir para adelante luego de perder 415 millones de pesos como obligación de la garantía de seriedad por haber desistido de una de las dos cadenas de televisión que el IFT puso a subasta entre septiembre del 2014 y marzo del 2015.

La compañía se ha visto obligada a emprender recortes de personal, a desprenderse de activos inmobiliarios, a fusionar filiales y a contratar créditos con instituciones financieras para sanear sus datos financieros como resultado del tropiezo en la televisión, de la que ha insistido en una docena de ocasiones más que volverá a competir por uno o más canales en la licitación de TV que está en ciernes.

La continuación de la investigación del IFT para determinar si en la radio local existe un agente con poder sustancial de mercado es un aviso para GRC, dice Agustín Ramírez, especialista en temas de telecomunicación del despacho Ouraboros, pues aunque Grupo Televisa sea considerado por el IFT como el agente económico preponderante en toda la industria de radiodifusión, el IFT sí puede investigar los mercados particulares y señalar a los agentes con poder sustancial.

“Esto es un hallazgo”, dice Agustín Ramírez, de Ouraboros. “Sí se puede seguir investigando, incluso debe ser una investigación de oficio de la Unidad de Competencia Económica. Se puede, porque el agente económico preponderante es aquél que tiene más del 50% de todo el mercado y el agente con poder sustancial es aquél que comete ciertas conductas anticompetitivas y que lastiman a la competencia en ciertos mercados muy particulares; el hecho de que ya haya un agente preponderante, no quiere decir que la radio esté libre de una revisión. Al contrario, hace falta promover revisiones para determinar que haya una verdadera competencia en la radio”.

De acuerdo con Agustín Ramírez es irrefutable que el IFT actuó con legalidad al renovar las concesiones de GRC, pero los indicios que halló la Unidad de Competencia Económica demuestran que esa oficina tiene información que puede ayudar a mejorar la competencia en la radio y que además trae al primer plano otra vez aquellos argumentos de cuando el IFT definió que Grupo Televisa es el agente preponderante en radiodifusión, tomó más en cuenta los datos de la televisión y menos los respectivos a la radio, aunque también tenga filiales en ese negocio.

“Se entregan las prórrogas de concesión y punto y aparte. Ahora, no hay impedimento para que la UCE haga una investigación y determine si hay poder sustancial y de encontrar un agente así, le imponga ciertas medidas para que se promueva la competencia a favor de las audiencias y de la industria de la publicidad, porque es de lo que se está hablando en el documento. La UCE debe tener cierta información como para que informara al pleno del IFT que GRC tiene un nivel de concentración tal, que le permitiría fijar precios. Esa es una hipótesis que se maneja en el documento y que se tiene que confirmar por la UCE, porque por ahora es una presunción que generará dudas”.

¿Por qué Radio Centro cambia de frecuencia a Universal Stereo?

Compartir.

Acerca del Autor

Author Image