Conéctate con nosotros

¿Qué estas buscando?

Columnas

Percepciones distorsionadas y desaparición de usuarios

Gerardo Soria

 

 

 

 

Gerardo Soria Gutiérrez | El Economista | 23 de Septiembre 2015

La opinión pública se construye de percepciones y la mancuerna Andrés Manuel López Obrador-Carlos Slim ha sido muy eficiente para construir la percepción de que el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto y Televisa son uno y lo mismo. Nada importan los hechos probados, las realidades científica o estadística. Lo importante son las marchas, la estridencia, la supuesta bondad de la causa “social” que se enarbola. Da lo mismo que Abarca, el presidente municipal de Iguala que entregó a los estudiantes de Ayotzinapa a sus homicidas haya salido de las filas del PRD y hubiese sido bendecido por su entonces candidato presidencial, Andrés Manuel López Obrador. En la percepción manipulada por el propagandista del Peje Epigmenio Ibarra, que todas las noches hace un cínico pase de lista con los nombres de los muertos para alejar cualquier vínculo con su jefe y los motivos por los que impuso a Abarca como candidato, hoy el responsable de esos homicidios es el presidente de la República. Así nada más. A fuerza de repetirlo y gritarlo. Sin un sólo elemento o indicio más allá de los desvaríos del PRD y el Peje por desviar la atención de la sangre que escurre de sus propias manos.

Con la misma lógica y casi las mismas personas, afines al PRD, a Morena y a su mecenas, Carlos Slim, han pretendido manipular a la opinión pública sobre la supuesta dominancia de Televisa en el mercado de televisión restringida. Tan es así, que la autoridad investigadora del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT), en una investigación tan sesgada y prejuiciosa que ni siquiera se pregunta si Televisa tiene o no la posibilidad de fijar precios en el mercado, llega al absurdo de olvidar los 4 millones 350,028 usuarios que violando el título de concesión de Telmex, e incluso la Constitución, que América Móvil tiene en el mercado de audio y video asociado en el país, como se demuestra en la siguiente tabla, generosamente compartida por The Competitive Intelligence Unit:

Más allá de demagogia. Más allá del cuento de que después de 25 años, Telmex y Telcel ya se dieron cuenta de que lo único que quieren es llevarle banda ancha a los más pobres, la realidad es que lo que les duele es que desde le entrada de Televisa, a través de su marca Izzi al mercado de telefonía y banda ancha fija, América Móvil ha visto decrecer su participación de mercado de 70 a 62 por ciento. Por eso la quieren parar con el cuento de la dominancia. Por eso sus “amigos” en la autoridad investigadora del IFT no dicen ni pío sobre la concentración Telmex-Dish ni sobre la violación al título de concesión de Telmex que implican los servicios ClaroVideo y Uno TV; por eso no existen 4 millones 350,028 usuarios en las sesudas cuentas de un IFT cooptado por América Móvil. Los usuarios no se crean ni se destruyen, sólo se esconden al gusto del patrón.

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar

Internacionales

2018-11-21 Uno de los grandes inventos de la historia de la humanidad es, indudablemente, la televisión. La ‘caja tonta’ fue un hito que nació...

Nacionales

Aunque el objetivo de desarrollar este tipo de herramientas digitales —computadoras, celulares, páginas de internet, aplicaciones— siempre ha sido facilitar las tareas que como...

Nacionales

2021.03.23 Vía El Financiero Como seguramente ya sabes, este martes 23 de marzo todos los usuarios de banca en línea o en celular tendrán que...

Nacionales

  Vía El País Para poder tener acceso a una línea de teléfono móvil, los mexicanos tendrán que entregar casi todos sus datos personales al...