Conéctate con nosotros

¿Qué estas buscando?

Columnas

El fracaso de la TV digital

Javier Tejado

Reforma

Hoy que el Senado turnará a Comisiones la minuta de reforma a la Constitución que establece nuevos lineamientos en materia de telecomunicaciones (y de competencia económica), vale la pena analizar varios aspectos con datos sólidos a la mano. Esto, pues, en el futuro, corregir errores en la Constitución será complicado. Sobre todo cuando le están poniendo a la Constitución tanto detalle que la hace parecer Norma Oficial.

Un primer punto para el análisis es qué poner en materia de TV digital. La reforma aprobada por los diputados establece en un artículo transitorio que la fecha definitiva para concluir, en todo el País, las transmisiones de TV analógica será diciembre de 2015. A partir de esta fecha, la Constitución obligará a que sólo existan transmisiones digitales (lo que significa mejor calidad en el audio y el video, pero sobre todo una mejor utilización del espectro radioeléctrico por donde pasan las ondas de televisión).

¿De dónde salió tal fecha? La copiaron los diputados de un decreto del ex Presidente Calderón publicado en 2010. Y a 3 años de distancia, es claro que la meta oficial para concluir las transmisiones cíe TV analógica en el 2015 ha fracasado. Pero nadie les dijo a los diputados que el 13 de marzo, apenas ocho días antes de su votación en San Lázaro, ya había cambiado el calendario de la IV digital. Y por error u omisión, los diputados retomaron una fecha calderonista que ha probado ser equívoca para desaparecer la TV analógica en la primera ciudad con un programa piloto en el País: Tijuana.

El tema es relevante, pues Tijuana fue seleccionada como la primera ciudad piloto para concretar la TV digital (y apagar la TV analógica), pues al ser frontera con San Diego, lleva más de una década recibiendo señales digitales de las televisoras norteamericanas. Y desde hace seis, también de las estaciones mexicanas. Lo que hace que la penetración de TV`s digitales en Tijuana sea mucho mayor al resto de México. Pero ni así se cumplió con la meta de asegurar que la mayoría de la población de Tijuana tuviera TV digital. Así, el pasado 13 de marzo, la Cofetel modificó la fecha del apagón en dicha ciudad.

Si en la primera ciudad en el calendará y a la par la más sencilla no se logró la meta a pesar de tener todo a su favor, es altamente probable que tampoco se logre el calendario establecido para el resto de las ciudades fronterizas. Entre oí ros temas, pues tanto Tijuana como Ciudad Juárez estarán en elecciones y no veo a ningún partido político queriendo que alguien se dedique a entregar televisores durante los siguientes meses. Pero si el norte del País está fracasando en la digitalización, es inminente que el resto del País, que ni siquiera conoce qué es la TV digital, tome más tiempo que el originalmente previsto. Situación que ha acontecido en todos los países. Por ejemplo, Estados Unidos, con muchos mayores cambios de TVs, retrasó cuatro veces su apagón analógico.

Así, sin mayor información e ignorando el error que cometían, los diputados repitieron como fecha para concluir la TV analógica el 31 de diciembre de 2015. Que el Congreso se quede con datos desactualizados y legisle con base en ellos es un tema delicado. Sobre todo cuando ni falta hacía meter este artículo transitorio en la Constitución, pues su mismo contenido está ya en todos los títulos de concesión de los operadores públicos y privadosde TV. Pero si lo van a hacer, ojalá redacten en la Constitución disposiciones que se cumplan y no se conviertan al cabo de unos meses en disposiciones obsoletas y rebasadas por la realidad tecnológica.

Cambiando de tema: apenas hace unas semanas, la Cofeco declaró empresa dominante a Telcel, y en las siguientes semanas será el tumo de la Cofetel en votar una serie de medidas enfocadas a favorecer la competencia entre empresas de telefonía móviles. En concreto, es de esperar que se dicten medidas asimétricas lo que la SCJN ya permitió a la par de que se deje de discriminar a empresas vía las tarifas conocidas como `onnet`. Esto es, llamadas entre los usuarios de una misma red telefónica a un precio preferencial.

La Cofetel estaría por regular que se ofrezca la misma tarifa para llamar a usuarios Telcel que para llamar a usuarios de otras redes celulares. Esto obligará a los demás concesionarios a ofrecer planes similares y emparejar tarifas. También permitiría ofrecer llamadas a números gratis de cualquier compañía celular y no únicamente en la red del dominante, como sucede actualmente.

Estas medidas, como la reciente disminución en áreas de larga distancia nacional de 397 a 173 son temas de la mayor importancia para la competencia y el beneficio de los usuarios. El que lleguen a buen puerto requiere seguimiento permanente durante los siguientes años. De llegar el nuevo órgano regulador, el Ifetel, ojalá no se pierda la memoria histórica que está finalmente construyendo la Cofetel luego de años de litigios.

Es Director de Información de Televisa y fundador del IDET. El texto no necesariamente representa las opiniones de las instituciones mencionadas.

También te puede interesar

Internacionales

2018-11-21 Uno de los grandes inventos de la historia de la humanidad es, indudablemente, la televisión. La ‘caja tonta’ fue un hito que nació...

Nacionales

Aunque el objetivo de desarrollar este tipo de herramientas digitales —computadoras, celulares, páginas de internet, aplicaciones— siempre ha sido facilitar las tareas que como...

Nacionales

2021.03.23 Vía El Financiero Como seguramente ya sabes, este martes 23 de marzo todos los usuarios de banca en línea o en celular tendrán que...

Nacionales

  Vía El País Para poder tener acceso a una línea de teléfono móvil, los mexicanos tendrán que entregar casi todos sus datos personales al...