Se pospone el apagón

0

Roberto garcía Requena IDET (1)

 

 

 

 

Roberto García Requena | La Razón | 23 de Octubre

Todo indica que los tres principales partidos políticos —PAN, PRI, y PRD— ya se pusieron de acuerdo para enmendar la fecha del 31 de diciembre de 2015, que marca la Constitución Política para el apagón analógico.

Con la Reforma en Telecomunicaciones se estableció esta fecha límite para que culminara la transición a la televisión digital terrestre (TDT), y la señal analógica se apagara por completo. ¿Fue un error que los legisladores, en su afán por acelerar la entrada de la TDT, dejaran inscrita esta fecha en la Constitución? Todo parece indicar que sí. Establecer una fecha legal para un proceso técnico no fue la mejor idea.

Se conoce la historia de tropiezos que ha tenido el gobierno —desde la extinta Cofetel— para lograr la digitalización de las señales de TV.

Desde problemas en el reparto, primero de decodificadores, luego de televisores, hasta modificaciones y prórrogas en los calendarios programados para apagar las señales analógicas.

Se estima que de darse el apagón el 31 de diciembre, se quedarían sin señal de TV alrededor de 6 millones de mexicanos. Apenas la semana pasada la subsecretaria de Comunicaciones de la SCT, Mónica Aspe, reconoció que todavía faltan por repartir 3.4 millones de equipos digitales entre la población.

Por otro lado, la Red de Radiodifusores y Televisoras Educativas y Culturales de México acaba de solicitar recursos públicos del orden de 2 mil 700 millones de pesos que se necesitan para el cambio de infraestructura y equipos. Es decir, los medios públicos del país no están listos para la transición a la TDT.

En este espacio, meses atrás, ya había adelantado de la dificultad para que se concretara el apagón analógico a finales de año. El gobierno iba muy lento en la repartición de equipos digitales entre la población. Y hay que recordar que la ley marca que para que se pueda dar el apagón se requiere un umbral de penetración del 90 por ciento de la señal digital.

La accesibilidad y dispersión de la población para llegar hasta el último rincón del país requiere de una logística impecable. Incluso, los índices de violencia en entidades como Guerrero y Michoacán afectan en la distribución de los equipos digitales.

Al parecer, las bancadas en el Congreso lo que pretenden hacer es modificar la fecha para que el apagón se concrete hasta el 31 de diciembre de 2016. Sería prorrogar un año la entrada de la TDT en todo el país. Parece sensato si esto es para salvaguardar que todo ciudadano pueda acceder a una señal de TV.

Compartir.

Acerca del Autor

Author Image