Roku pierde la batalla, ya no se venderá

0

Es una lástima. A través de Roku, al igual que Apple TV o Chromcast de Google, se podía acceder a distintos sistemas de internet: Netflix, YouTube, Blim, ClaroVideo y Cinépolis Klic.

El problema fue que Roku descuidó totalmente el hackeo. Ya sabe, el clásico no soy yo, son los hackers que utilizan mi sistema, yo no tengo la culpa… y si bien no tenía la culpa, sí tenía toda la responsabilidad de evitar que su sistema y aparatos fueran utilizados para el pirateo de contenidos.

ROKU, LE QUITAN LAS URLS PIRATAS

Roku pudo hacer mucho y no hizo nada al respecto. Y  le cayó la demanda de Cablevisión de no pagar por los contenidos. A través de Roku se podía acceder a los canales de Cablevisión sin pagar ningún derecho de autor.

Fue un problema serio de derecho de propiedad intelectual. Por eso el IMPI, el Instituto Mexicano de Propiedad Intelectual, ha estado bloqueando las direcciones piratas de internet, las URL que se utilizaban para robar contenidos sin pagar por ellos.

Si alguien tiene Roku en su casa u oficina, lo podrá seguir utilizando de manera normal para ver señales, pero no piratas. De hecho el IMPI ha venido cerrando decenas de ligas URL, mediante las cuales podías acceder a un hacker que te vendía la serie de moda… pirata.

El pirateo era sencillo. A través de una aplicación podías acceder, sin pagar, a servicios exclusivos o eventos deportivos que deben pagarse.

Vaya, usted podía ver series exclusivas, conciertos, partidos de futbol o peleas de box, todos los que quisiera y fueran eventos por los cuales se debe pagar, pero simplemente usted no lo hacía, porque sólo le pagaba al sitio del hacker.

EQUIPOS DEJAN DE SER VENDIDOS

Los equipos de Roku dejarán de ser vendidos en tiendas electrónicas o de autoservicio. Se vendían en Radio Shack o en Office Depot. Tampoco se venderán en tiendas departamentales como Liverpool, Sears o Palacio de Hierro. Y se evitará que los bancos o corresponsales bancarios, tipo OXXO, no reciban los pagos por el servicio.

Fueron el Juez 14 de Distrito (federal) así como el 12 Tribunal Colegiado en materia mercantil, los que le pusieron un alto a Roku. Y ayer perdió la suspensión del acto reclamado, es decir, tiene que acatar la prohibición. Ya no podrá vender sus equipos.

Insistimos, no es un problema tecnológico o de convergencia, sino de que Roku se descuidó y lo hackearon, y sus equipos sirvieron como auxiliares de piratería.

PEMEX, LA VÍCTIMA Y ODEBRECHT SIGUE CERRADO EN BRASIL

José Antonio González Anaya, director de Pemex, señala que Pemex sí es una víctima del caso Odebrecht. Pero lo dice con base en la legislación estadunidense. Lo cierto: claro que hay responsables dentro de Pemex por haber realizado actos de corrupción.

Recordemos que en Estados Unidos se dio a conocer que “alguien o algunos” en Pemex habían recibido 10.5 millones de dólares para otorgar un contrato a la brasileña Odebrecht. Esto tiene que salir a la luz. Deberemos saber quiénes fueron los responsables y qué pasó exactamente.

Lamentablemente, las autoridades brasileñas y estadunidenses mantienen el proceso bajo resguardo. No dan a conocer qué pasó exactamente. Ya hay investigaciones de PGR y también de la misma Pemex, pero el expediente sigue protegido por autoridades brasileñas. Esto ha dañado la imagen de Pemex. Y vaya que es malo porque Pemex ha cambiado mucho, hoy en día ha logrado retomar el camino para lograr números negros, cuando este año tocó fondo con su más bajo nivel de producción y en plena apertura.

La gestión de González Anaya está operando como empresa privada: lo está poniendo en números negros, está buscando gestionarlo como empresa, ha podido ganar licitaciones en aguas profundas, ha realizado asociaciones (farm outs). Tiene retos como las temporadas abiertas, que no las ha podido llevar bien, peor aun así su operación va por buen camino.

Bajo dicho contexto, de una mejor gestión, esperemos saber lo más rápido qué sucedió con los contratos de Odebrecht, si sólo fue Pemex y cuáles fueron los responsables de esos actos de corrupción.

Compartir.

Acerca del Autor

Author Image