Objeta Adolfo Cuevas precio y cobertura social en licitación de 2.5 GHz

0

2018-02-16

Aunque las bases de licitación de 120 MHz de la banda 2500 a 2690 MHz que publicó el IFT la semana pasada contó con el voto a favor de los siete comisionados que integran el Pleno, el comisionado Adolfo Cuevas Teja emitió un voto referenciado en contra, en algunos puntos concretos.

Son dos las objeciones principales que manifestó Cuevas en su voto particular que se pueden consultar en la página del IFT. En primer lugar, en relación con el precio de referencia, que es muy inferior al que pagó América Móvil por los 60 MHz propiedad de MVS, de Joaquín Vargas.

Aunque el monto de esta operación no es público, en su voto particular, Adolfo Cuevas señala que el IFT está obligado a considerar como referencia nacional del valor de mercado el monto pactado entre Radiomóvil Dipsa y Grupo MVS en una operación que fue aprobada por mayoría del Pleno del IFT en resolución del 27 de abril de 2017.

Cuevas afirma que, por tratarse de la misma banda 2.5 GHz, sí se debería considerar como precio de referencia, en lugar del valor mínimo de referencia aprobado por el Pleno y publicado en las bases de licitación, que es de 350 millones de pesos por bloques de 20 MHz, que corresponde a 11.1% del pago total que deberán realizar los concesionarios por concepto de derechos durante 20 años. Señala que este VMR no guarda proporción alguna, con la referencia nacional del valor de mercado.

COBERTURA SOCIAL NO SE EXIGIÓ A PREPONDERANTE

El otro punto de las bases de licitación de la 2.5 GHz que objetó Adolfo Cuevas es el de cobertura social. El IFT, en efecto, obliga a los concesionarios a proveer en un plazo de cuatro años servicios con cualquier banda de frecuencia e infraestructura disponibles, propia o de un tercero a por lo menos 200 de las 557 localidades con una población de entre mil y cinco mil habitantes, que hoy no cuenten con servicio móvil; y en troncales carreteras asociadas a las cinco Zonas Económicas Especiales decretadas por el Ejecutivo federal.

A proveer servicios con infraestructura propia en la banda 2.5 GHz, en un plazo de tres años, en al menos 10 de las 13 zonas metropolitanas con más de un millón de habitantes.

Al respecto, Cuevas considera que esta obligación de cobertura social no corresponde, en principio, a las características de la banda 2.5 GHz, que se utiliza primordialmente para cubrir áreas urbanas, y en la consulta pública sobre las bases no se incluyó esta obligación que tiene un costo adicional y, además, ningún otro concesionario actual de la banda 2.5 GHz —léa América Móvil— tiene esta obligación de cobertura social.

Se manifiesta también en contra del mayor incentivo —3×1— cuando la cobertura social se realice en localidades de Guerrero, Oaxaca y Chiapas, porque no se toman en cuenta aspectos relacionados con el grado de vulnerabilidad social y económica de las demás zonas geográficas del país.

De acuerdo con el comisionado Cuevas, los costos de inversión podrían elevarse sustancialmente por esta obligación de cobertura social y representar un desincentivo para la participación de concesionarios con menor cobertura cuando uno de los objetivos de la licitación es fomentar mayor competencia.

En cuanto a los plazos de esta licitación, hasta el 1º de junio los interesados presentarán su manifestación de interés y documentación; a partir del 31 de julio se inicia la presentación de ofertas y el fallo estará a más tardar en diciembre de este año.

ANAYA Y AMLO NO ASISTIERON A FORO DE HSBC

No extraña que Andrés Manuel López Obrador haya enviado en su lugar a Mario Delgado a la 6ª mesa redonda de CEOs y CFOs de HSBC México. Aunque la reunión que concluye hoy es a puertas cerradas, López Obrador no se siente muy a gusto entre el sector financiero y empresarial, a diferencia de José Antonio Meade, quien sí estuvo el miércoles en la reunión de HSBC, donde desde luego se sintió como pez en el agua.

Quien también desaprovechó este importante foro fue Ricardo Anaya, porque envió ayer en su lugar a Salomón Chertorivski, quien ya se incorporó a su campaña.

Habrá que ver si Anaya y López Obrador cometen el error de no asistir a la Convención Bancaria el próximo 9 de marzo.

Compartir.

Acerca del Autor

Author Image