México lidera a la baja en América Latina

0
Yolanda Morales | El Economista | 28 de diciembre 2015.

México registra la inflación más baja de América Latina y ahí se mantendrá incluso el año entrante, de acuerdo con las expectativas de 34 corredurías y despachos de análisis económico consultados por el Banco de México.

El consenso de los pronósticos de estos analistas consultados es de una inflación que quedará en 2.4% este año para México, y en 3.34%, para el 2016.

De confirmarse la previsión para este año, representará poco más de una décima parte de 18.7% que estiman los analistas consultados por FocusEconomics, alcanzará la inflación promedio de América Latina en general este año.

Para el 2016, el consenso del mercado espera una inflación general para la región en 17.6 por ciento.

La tendencia del indicador regional resulta del efecto de traspaso de la depreciación cambiaria que está presionando a los precios generales de los demás países de la región, precisan analistas de la consultoría FocusEconomics.

A pesar de las observaciones, analistas del propio Banco de México explicaron en su más reciente informe trimestral, que “la trayectoria a la baja de la inflación general anual no se debe sólo a menores incrementos de precios en un número pequeño de bienes y servicios, sino a una evolución favorable que ha seguido de la gran mayoría de ellos”.

Y destaca que “los avances en la implementación de la reforma energética han contribuido favorablemente a la dinámica de estas tarifas, al promover la adopción de tecnologías que usan combustibles más baratos y menos contaminantes”.

Mercosur presiona

En el detalle de la información de FocusEconomics, se observa que la inflación esperada para las economías del Mercosur, que son Argentina, Brasil, Paraguay, Uruguay y Venezuela, es de 32.1% para este año y 31.6%, para el próximo.

La presión inflacionaria regional está concentrada en Venezuela, para quien el promedio del mercado espera una variación al término del año que promedie en 179.6%; seguida por la de Argentina, en 16.6%, y Brasil, en 10.2 por ciento.

En economías como la de Perú y Colombia, la inflación también persistirá presionada bajo los efectos de la depreciación cambiaria y su traspaso a los precios generales, de acuerdo con el director de la Sede Subregional para México y América Latina de la Cepal, Hugo Beteta.

Depreciación diferenciada

La depreciación de las divisas de economías emergentes se agudizó conforme se aproximaba el alza de las tasas de la Fed y ante la incertidumbre política que presentan algunos países, como Brasil y Venezuela, destaca el especialista de la Cepal.

Estos eventos han sido incorporados en la depreciación de las monedas latinoamericanas, y es por eso que el efecto ha sido diferenciado, siendo México de los menos afectados, de acuerdo con un comparativo realizado por el Instituto Internacional de Finanzas (IIF).

Ahí se puede ver que, en los últimos 12 meses, Venezuela ha sufrido una depreciación oficial de 25% respecto del dólar, pero que en el mercado negro, corresponde a 2000 por ciento. El real brasileño es otra de las monedas que han sido fuertemente afectadas con una depreciación estimada de 33% anual.

En contraste, el deslizamiento del peso mexicano frente al dólar ha sido, este año, de 12%, documenta el IIF. Esto sería una de las depreciaciones más bajas de la región, que incorpora la percepción de fortaleza que tienen en el mercado sobre México.

Un factor determinante para el bajo traspaso cambiario a la inflación, finalizan.

Compartir.

Acerca del Autor

Author Image